lunes, 28 de mayo de 2018

Cap. 4521: Un presidente del Barça, lo es hasta que muere

Agustí Montal (hijo) había afirmado muchas veces que uno es presidente del club durante unos años, pero esta condición no te abandona nunca, y que los otros (presidentes, socios, aficionados) siempre te ven como un antiguo presidente del club. Por ello, a pesar de sus múltiples ocupaciones posteriores, Montal siempre fue visto como un ex presidente del Barça. Es lo que más le marcó en la vida pública catalana, por lo que tituló sus recuerdos en un libro: "Memorias de un presidente azulgrana en tiempos difíciles". Fue un hombre afable, cercano con seguidores y periodistas, que miraba de suavizar los conflictos. Quizá por eso en las últimas frases de sus memorias dijo que "procuro reír y hacer reír". Nunca quiso perpetuarse, y por ello fue fiel al compromiso de no sobrepasar los ocho años en la presidencia, Montal dimitió en diciembre de 1977, y fue sustituido por su vicepresidente, Raimon Carrasco, que convocó elecciones unos meses más tarde. Al dejar la presidencia, Montal continuó su trabajo en la industria textil y en otras instituciones. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario