divendres, 15 de novembre de 2019

Cap. 6347: Eusebio Sacristán Mena

Nacio en La Seca (Valladolid), el 13 de abril de 1964. Deportivamente conocido como Eusebio, es un ex futbolista y entrenador vallisoletano. Desarrolló su etapa como futbolista entre los años 80 y los años 90, sumando 543 presencias en Primera División. Comenzó su carrera como entrenador en 2009 en el Celta de Vigo. También ha dirigido al F.C. Barcelona B, a la Real Sociedad y al Girona FC. En 2003 creó la Fundación Eusebio Sacristán para favorecer la práctica deportiva entre las personas en riesgo de exclusión social
Llegó al Real Valladolid siendo joven y rápidamente destacó en las categorías inferiores gracias a su exquisita técnica, que le permitía sobreponerse a un físico inferior. Luego de años de entrenamiento debutó en Primera División en la temporada 1983/1984, (aunque en el año anterior ya había disputado un par de partidos de Copa). Su llegada al primer equipo coincidió precisamente con la consecución por parte de los Pucelanos, del único título que ha cosechado en su historia: la Copa de la Liga. Rápidamente se hizo imprescindible en el club y se ganó el cariño de la afición con actuaciones impecables en el centro del campo. Su meteórica proyección llegó a su máxima expresión en la temporada 1986/1987, en la que disputó 41 partidos de Liga y convirtiendo 7 goles.
En 1987 el Atlético de Madrid reclamó sus servicios, aunque Eusebio solo formó parte del club colchonero una temporada. Luego el catedrático de La Seca fue requerido para jugar con el FC Barcelona, que iba a marcar una época. Con el club blaugrana, Eusebio cosechó 4 Ligas, 1 Copa de España, 3 Supercopas de España, 1 Recopa, 1 Supercopa de Europa y, sobre todo el título más destacado, la Copa de Europa de Wembley ante la Sampdoria en 1992. Aquel equipo dirigidos por Johan Cruyff, fue llamado el Dream Team, quienes maravillaron con su fútbol a todo el mundo. Cuya batuta la llevaba aquel joven que con los años se convirtió en el jugador de fútbol vallisoletano más laureado
En la temporada 1995/96, Sacristán fichó por el Celta de Vigo. El centrocampista permaneció en el club celeste durante dos temporadas, las que tuvieron que pasar para que el hijo pródigo regresara al nuevo José Zorrilla. En las cinco temporadas en las que vistió los colores blanquivioletas volvió a encandilar a la afición. Aún se recuerdan sus lágrimas el día que anunció que dejaba su deporte, y por supuesto, aún se recuerda la atronadora ovación que le brindó la afición de Zorrilla cuando se vistió de corto por última vez.
Como entrenador ha estado sentado en los banquillos de: Real Celta de Vigo (2
009/10), FC Barcelona B (2011-15), Real Sociedad (2015-18), CF Girona (2018/19)

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada